Febrero 2017

 

DESARROLLO RURAL
Aula + Huerta = Espacio de aprendizaje

Fundación Cruzada Patagónica lleva adelante un trabajo de articulación didáctico productiva con escuelas rurales cercanas a Junín de los Andes (Neuquén), con muestras claras de un camino compartido hacia una mejora en la calidad educativa.

Desde el área de Desarrollo Rural hace tres años venimos trabajando en la articulación didáctico productiva  con la  Escuela Albergue Nº 11 Cuyin Manzano, Escuela Nº 161 Payla Menuco y Escuela Nº 306 Nahuel Mapi Arriba, todos ellos establecimientos educativos de la provincia del Neuquén.

La articulación didáctico productiva es una metodología que permite acercar a alumnos al conocimiento desde otra perspectiva, con una forma más amena y cercana a su realidad, a diferencia del aula convencional. El objetivo de esta metodología es que puedan interactuar con la naturaleza y la cultura, favoreciendo además la experimentación, la observación, la equivocación y la corrección de errores, revalorizando por otro lado el trabajo cooperativo.

Desde lo actitudinal, los alumnos pudieron comprender que la huerta - invernadero es un espacio de aprendizaje y que además les permite hacerse responsables de distintas actividades como la siembra, la cosecha, el riego, la apertura y cierre de las puertas, el desmalezado, la toma de datos para la elaboración de registros, entre otras cosas. En la medida que los alumnos van logrando autonomía pueden demostrar su aprendizaje y se sienten protagonistas de su desarrollo.

A lo largo de los dos ciclos lectivos de implementación del proyecto, pudimos trabajar no sólo los contenidos básicos de las áreas lengua, matemática, sociales y naturales integrándolos con huerta – invernadero, sino también que se logró un compromiso por parte de toda la escuela, involucrando a docentes de áreas especiales (como plástica y música), los auxiliares (de cocina y mantenimiento) y en algunos momentos también a los padres de los alumnos.

Es un proyecto que nos llena de alegría ya que en este lapso de trabajo se ha podido compartir la experiencia con tres directores, 10 docentes y alrededor de 90 alumnos, demostrando que el tiempo invertido en este proyecto nos da como resultado una mejora en la calidad educativa.